El historiador José Manuel Villalpando explica por qué México es un estado laico (1/3)

Por Xul il Tzin Díaz Esquivel

Producción: Voces Críticas y Sin Compromisos

Imagen ilustrativa: INAH

El abogado e historiador mexicano, José Manuel Villalpando, secretario académico de la Escuela Libre de Derecho, explica por qué México pasó de ser un estado católico a uno laico.

En la primera de tres entregas, el investigador (quien es autor de 45 libros y tiene 29 años difundiendo contenidos históricos en la radio mexicana) expone por qué los pueblos prehispánicos se adhirieron con rapidez a la religión católica traída por los conquistadores encabezados por Hernán Cortés. Las primeras en convertirse al catolicismo fueron las mujeres de los pueblos subyugados por los mexicas, pues la nueva religión les dejaba a sus hijos; los mexicas, en cambio, se los arrebatan y los sacrificaban a sus dioses.

Explica que la guerra de independencia fue iniciada por sacerdotes católicos influidos por los teólogos españoles que se oponían a la tiranía francesa; el primer imperio mexicano, encabezado por el consumador de la gesta libertaria, Agustín de Iturbide, se proclamó católico también.

Esta tendencia se mantiene hasta la constitución federal de 1824, misma que establece que la República Mexicana es católica.

Entrevista al abogado e historiador José Manuel Villalpando. Parte 1 de 3